domingo, 17 de marzo de 2013

368. Estampa del Papa Francisco - Poema



Estampa del Papa Francisco


El Papa ha dicho a los Cardenales, el sábado 16 de marzo (ayer):
“Algunos no sabían por qué el Obispo de Roma ha querido llamarse Francisco. Algunos pensaban en Francisco Javier, en Francisco de Sales, también en Francisco de Asís. Les contaré la historia. Durante las elecciones, tenía al lado al arzobispo emérito de San Pablo, y también prefecto emérito de la Congregación para el clero, el cardenal Claudio Hummes: un gran amigo, un gran amigo. Cuando la cosa se ponía un poco peligrosa, él me confortaba. Y cuando los votos subieron a los dos tercios, hubo el acostumbrado aplauso, porque había sido elegido. Y él me abrazó, me besó, y me dijo: «No te olvides de los pobres». Y esta palabra ha entrado aquí: los pobres, los pobres. De inmediato, en relación con los pobres, he pensado en Francisco de Asís. Después he pensado en las guerras, mientras proseguía el escrutinio hasta terminar todos los votos. Y Francisco es el hombre de la paz. Y así, el nombre ha entrado en mi corazón: Francisco de Asís. Para mí es el hombre de la pobreza, el hombre de la paz, el hombre que ama y custodia la creación”.

El Papa ha dicho a los Cardenales al día siguiente de su elección: “Cuando caminamos sin la cruz, cuando edificamos sin la cruz y cuando confesamos un Cristo sin cruz, no somos discípulos del Señor: somos mundanos, somos obispos, sacerdotes, cardenales, papas, pero no discípulos del Señor”.
Y el Papa ha dicho a sus feligreses de Roma y al mundo entero, apenas ser elegido Papa, desde el balcón de San Pedro: “Y ahora, comenzamos este camino: Obispo y pueblo. Este camino de la Iglesia de Roma, que es la que preside en la caridad a todas las Iglesias. Un camino de fraternidad, de amor, de confianza entre nosotros. Recemos siempre por nosotros: el uno por el otro”.
Desde estos pensamientos, desde este estilo manifestado con varios signos van estos versos sencillos.

1. Porque me llaman los pobres
yo me he llamado Francisco;
porque él era paz y bien
su nombre me lo he escogido;
porque el mundo fue su éxtasis
he mirado al Pobrecillo.

2. Ser el Papa de los pobres
no es aureola que pido;
es mi Evangelio de siempre,
de mi Jesús aprendido;
caminar entre la gente
con mis zapatos sufridos.

3. Sobre mi blanca sotana
podéis ver mi crucifijo,
el que siempre yo he portado
cual discípulo y obispo;
allí vive mi Jesús
al compás de mis latidos

4. Por encima de ser Papa
en la raíz del servicio,
yo soy un anhelo firme,
un decidido discípulo:
guárdame junto a tu cruz,
junto a mi Madre bien fijo.

5. En santa unión, mis hermanos,
todos juntos muy unidos,
unos por otros orando
a nuestro Dios compasivo;
y con estos sentimientos,
hermanos, yo os bendigo.

Guadalajara, Jalisco, domingo, 17 marzo 2013

2 comentarios:

Rosa dijo...

Muchas gracias por la aclaración. No sabía el porqué del nombre, aunque lo presentía.

Los versos son muy bonitos.

Un cariñoso saludo desde España.

Anónimo dijo...

x k no hay de 5 versos

Publicar un comentario en la entrada

 
;