domingo, 23 de marzo de 2014

515. Nazaret, Virgen María - Y Letrillas de Nazaret



Nazaret, Virgen María
Evocación de un peregrino

El año pasado, como peregrino estuve en Nazaret. Este año, de nuevo como peregrino, estaré – primero Dios – en Nazaret, un día de Semana Santa.
¿Qué es Nazaret? Una ciudad mayormente judía, próspera en la restauración de Israel. Para nosotros, cristianos, para mí, peregrino, Nazaret – que no existe en el Antiguo Testamento – es la ciudad del Misterio de la Encarnación.
¿Cómo encontrar Nazaret? El Espíritu que descendió al seno de María me la puede descubrir en el corazón. Nazaret es pura evocación.
Nazaret hoy, para descubrirla, es un puro aleteo del Espíritu.

Foto de la peregriina Lucero (México),
Nazaret por la noche. Basílica de la Anunciación, marzo 2013

NAZARET
(Evocación de un peregrino)

1. Nazaret, Virgen María,
con una fuente en la plaza,
la fuente de la mujeres
que alegre y muy pura mana.

2. Nazaret de mis recuerdos,
en la historia no nombrada,
mas en el santo Evangelio
la flor más bella y amada.

3. Nazaret de peregrinos
que vamos a visitarla;
para adorar en silencio
un ángel nos acompaña.

4. Nazaret, tierno misterio
de las divinas entrañas;
las entrañas de María
la Paloma fecundaba.

5. Nazaret es el temblor
de una joven agraciada,
pobreza de los menores,
verdad bienaventurada.

6. Nazaret, una cuevita,
es mi casa deseada,
casa de la encarnación
sin crónica de contarla.

7. Nazaret, hermoso cielo
y sus tierras cultivadas,
donde una humilde familia
humildemente moraba.

8. Sea incienso mi oración
de gracias y de alabanza:
¡Aquí el Verbo se hizo carne,
y mi carne, su Alianza! Amén.

Guadalajara, Jalisco, 23 marzo 2014

Letrillas de Nazaret



1. Natanael comentaba:

¿De Nazaret cosa buena…?
Hablaba de boca ajena,
y ¡cómo se equivocaba!

2. No lo bueno, lo mejor
de Nazaret ha venido:
el Hijo de Dios nacido
y la Madre del Señor.

3. Era Virgen Nazarena,
y ¡cómo me la imagino..!:
ojos de su Hijo divino
y su tez de sol morena.

4. La mejor de las vecinas,
aunque nadie lo sabía:
sencillamente María
entre rosas y entre espinas.

5. Su Hijo fue el Nazareno,
como en la Cruz quedó escrito:
y así el amor infinito
sonó con nombre terreno.

6. ¡Qué dulzura se respira,
qué delicioso airecillo
en este pueblo sencillo
que mi alma mira y admira!

7. El ángel puede venir,
saludar “llena de gracia”,
y con ternura y audacia
decir lo que va a decir.

8. María es secreto abierto
para el que llega con fe:
y a ella yo le diré:
Ábreme tu lindo huerto.

9. Junto a la Virgen mi silla
en la tarde meditando,
y en su pecho reposando
mi dolorida mejilla.

10. Madre mía, Madre mía,
yo silencioso me quedo;
contigo no tengo miedo,
muy en paz, sin agonía. Amén.

Guadalajara, Jal., Víspera de la Anunciación 2014.
  

Anunciación
Clase de exégesis de san Lucas


1. Oigan, discípulos sabios,
esta exegesis, que es ciencia,
oigan con benevolencia
y escúchenlo de estos labios.

2.  Es un midrasch lo que explico,
un género literario;
para este vocabulario
ingenuo amor reivindico.

3. Sin amor nada se entiende;
es inútil cavilar,
para el que quiera avanzar
el amor su Luz enciende.

4. Abramos, pues, la Escritura
con dilección amorosa,
que se abre como una rosa
al alma sencilla y pura.

* * *

5. Lo que el Espíritu dijo,
de Jesús nos lo decía,
y Lucas como albacea
con su pluma lo escribía.

6. Se trataba de anunciar
con pura fe y maestría
que Jesús vino a este mundo
cual cumplida profecía.

7. De un misterio soberano
que solo Dios poseía,
¿haremos historia humana
para cantarla a porfía?

8. Haremos historia humana
y en el medio está María:
si el Verbo Dios se encarnaba
Maria lo recibía.

9. Historia de Dios se escribe
con nuestra tinta y grafía:
Anunciación del Señor
así se llama este día.

10. El mensajero es Gabriel
que en Daniel aparecía;
para anunciar cumplimiento
él tiene la primacía.

11. ¿Qué ha de anunciar el Arcángel?
Lo que en la Biblia existía:
Lo que Natán a David
un día le prometía.

12. Pero tiene otra misiva,
que Natán desconocía:
El misterio y la belleza
de la Virgen descubría.

* * *
13. Quiso Dios que precediera
al don de la Encarnación
la voluntaria oblación
de mujer que el sí nos diera.

14. Y fue ella la Elegida:
y en entrañas de mujer
Dios volcó todo su ser
como fuente de la vida.

15. La página más hermosa
que jamás se escribiría
de la esclava del Señor
se hizo aquí teofanía.

16. La divina anunciación
es divina sinfonía.
Si entro en la Trinidad
también esto entendería.

17. Salve Virgen a quien llamo
por Adán hermana mía,
dulce Esposa del Espíritu
que a Dios mismo engendraría.

18. Arrodillado me quedo,
ardiente la fe vigía.
Mi dulce y piadosa Madre,
dame el amor que extasía. Amén.

Guadalajara, Jalisco, Anunciación del Señor.

 

1 comentarios:

Anónimo dijo...

Fray Rufino, le sigo considerando un gran poeta místico, al estilo de SAN JUAN DE LA CRUZ.
Juan José.

Publicar un comentario en la entrada

 
;